Seminario en la Universidad de Chile abordó los desafíos de incorporar la perspectiva de Derechos Humanos en la función policial y en la seguridad

Seminario en la U. de Chile abordó Derechos Humanos y seguridad

El miércoles 17 de abril, en el Salón Ignacio Domeyko de la Casa Central de la Universidad de Chile, se desarrolló el seminario “Gestión de la Seguridad y Derechos Humanos: Desafíos para los Derechos Humanos desde un enfoque Territorial”, que contó con la presencia de la Rectora, Rosa Devés, quien dio inicio a la jornada valorando la instancia, al indicar que “acoger este seminario nos permite ratificar nuestro compromiso con la promoción y el respeto a los derechos humanos”.

En este mismo sentido, indicó que, “como resultado de la reflexión en torno a la conmemoración de los 50 años del golpe de Estado, hemos renovado como institución el desafío de educar en, a través y para los derechos humanos”.

Adicionalmente se refirió al lugar preponderante que hoy ocupa la seguridad en las preocupaciones ciudadanas y en la discusión pública y afirmó: “Reflexionar sobre la gestión de la seguridad con un enfoque de derechos humanos se vuelve indispensable, porque la dignidad humana debe estar siempre al centro de las políticas públicas”.

Luego de su intervención, se dio inicio a la primera mesa “Policía y Derechos Humanos: legitimidad policial como imperativo para la justicia distributiva”, que tuvo como panelistas al Coronel Frank Rietzsch, Jefe Departamento de Gestión en Derechos Humanos de la Dirección de Derechos Humanos y Protección de la Familia de Carabineros de Chile; Diego Izquierdo, abogado de la Comisión de Seguridad Ciudadana del Instituto Libertad y Claudio Fuentes Saavedra, profesor de la Escuela de Ciencia Política de la Universidad Diego Portales.

En la mesa se reflexionó respecto de los avances y desafíos que enfrenta la función policial para integrar la perspectiva de derechos humanos en su tarea preventiva y de control de la criminalidad.

La segunda mesa “Nuevos actores en la seguridad”, contó con las reflexiones de Rodrigo Muñoz Baeza representante de Subsecretaría de Prevención del Delito del Ministerio del Interior y Seguridad Pública; Gonzalo Durán Baronti, Alcalde de Independencia; Jorge Araya Moya de la Universidad de Santiago y Alejandra Lunecke de la Universidad Alberto Hurtado y representante del Instituto Milenio para la Investigación en Violencia y Democracia (VioDemos).

En esta sección se abordó el papel asumido por los municipios en tareas de seguridad y prevención, a propósito del proyecto de ley que “Fortalece el rol de las municipalidades en la prevención del delito y seguridad pública” que se discute en el Congreso Nacional en primer trámite.

Las reflexiones y conclusiones finales estuvieron a cargo de Alejandra Mohor Bellalta, docente e investigadora del Centro de Estudios en Seguridad Ciudadana y Felipe Abbott Matus, director del Centro de Derechos Humanos.

En su intervención Mohor señaló que, “uno de los desafíos para los derechos humanos en la discusión de seguridad es partir por reconocerla como un derecho que se debe garantizar que será sostenible en la medida que se garantizan también los demás derechos como a la dignidad, educación, salud, vivienda, etcétera”.

Y agregó: “otro desafío, es lograr transmitir a la ciudadanía qué son, para qué sirven y por qué están ahí los derechos humanos, situándolos en un lugar que tiene que ver con toda nuestra vida en comunidad, al alero de un Estado de Derecho”.

Por su parte Abbott indicó que “(…) Vivimos tiempos inquietantes en donde los discursos hacen pensar que nos resulta más fácil desconocer los derechos humanos, más que apostar por promoverlos y reconocerlos. Tenemos demasiadas señales en torno a la relativización, fragilización y adelgazamiento de las formas de promover y proteger los derechos humanos y debemos preguntarnos cómo y qué enseñar cuando hablamos de derechos humanos, lo que trasciende este espacio y a la formación policial”. 

El abogado hizo un llamado a “estar alineados en los discursos, poniendo énfasis en los puntos en común más que en las diferencias y espero que este espacio común haya creado instancias para generar alianzas, redes y apuestas a las esperanzas de colaboración, porque el trabajo que se viene por delante es arduo”. 

Finalmente, Sebastián Cabezas Chamorro, experto y encargado del Área Función Policial del Comité para la Prevención de la Tortura, dio termino a la jornada dando sus reflexiones, destacando que la protección de los derechos humanos es un imperativo moral, pero también tiene consecuencias prácticas que impactan la credibilidad de las instituciones. Adicionalmente, la garantía de derechos por parte de agentes que actúan con apego a ley hace más eficiente la persecución y el control. Cerró agradeciendo la colaboración permanente de la Universidad y despidiendo a los asistentes.

Últimas noticias